martes, 5 de diciembre de 2017

Turbulencias

Turbulencias
Autora: Whitney G
Editorial: Phoebe 


Sinopsis:

Poséeme… Bésame con fuerza… Tómame una y otra vez… Al principio fue lo de siempre: chico conoce chica, chico conquista chica, chico se acuesta con chica. Nuestra historia debería haber terminado justo después de la primera vez, cuando cada uno se fue por su lado. Pero nos volvimos a encontrar… en otras circunstancias. Unas circunstancias prohibidas. Y ninguno de los dos fue capaz de resistirse. Las reglas eran sencillas, la pasión puro escándalo, y nuestros corazones estaban a salvo… Sin embargo, cuando algo lo consume todo, algo que es tan seductor como irreprimible, arriesgas todo lo que tienes para seguir disfrutándolo, incluso aunque esté destinado a estrellarse y arder. Pero así somos nosotros. Así es nuestro amor imperfecto. Lleno de turbulencias…


Crítica:


Yo soy una persona que va por épocas en las lecturas, y en estos momentos, necesitaba un libro como Turbulencias,  me lo he leído en 24 horas,  lo necesitaba y el me necesitaba a mí. Nos hemos complementado de maravilla.

Leer a Whitney G. siempre es una buena garantía, sabía que me iba a gustar, pero que sea una autora conocida no siempre es una apuesta segura, ya que lo lees casi con más miedo de que te defraude, más que una que no te gusta.

Nunca había leído una historia sobre un piloto, y eso me atraía mucho.

Cuando conoces a Jake, piensas "ya está, nada me puede echar para atrás, nada puede salir mal". Y por otro lado, conoces a  Gillian, que no lleva el peso principal de la historia, pero luego sí. Hacen un juego narrativo que me gusta mucho.

Jake y Gillian, son unos protagonistas rodeados de misterios. Ella es más abierta, y se da antes a conocer. Y empatizas más  con ella que con él por sus circunstancias,  además  tiene puntos muy graciosos.

Cuando vas desentrañando los lazos te vas encariñando con ambos, y al final, piensas "qué hago yo con mi vida, quiero mas de ellos". Si le tuviera que poner un pero, es que últimamente muchos libros acaban igual, y no entiendo el por qué. Con esto me refiero al  epílogo (que no voy a spoilear yo) pero hay como un cliché que a mi personalmente no me gusta. La resolución del misterio de Jake me gustó, me dolió a mi lo que le pasaba, le entendí y le amé más (si se podía). Hacía mucho que no leía un libro erótico/romántico, este me ha gustado tanto que está en el top de la temática. He acabado con una gran sonrisa después de leerlo.

Leed Turbulencias porque seguro que os va a gustar y Whitney G. lo merece.



martes, 28 de noviembre de 2017

El dia que dejó de nevar en Alaska

El día que dejó de nevar en Alaska
Autora: Alice Kellen
Editorial: Titania Fresh



Sinopsis:

Un romance que fundirá hasta el corazón más helado. Un chico con el corazón de hielo. Una chica que huye de sí misma. Dos destinos que se cruzan. Heather cree que solo hay tres cosas que sabe hacer: atraer problemas, salir huyendo y correr. Así es como termina en Alaska, en un pequeño pueblo perdido, trabajando de camarera mientras intenta llevar una vida nueva y tranquila. Su único problema es que uno de los dueños del restaurante parece odiarla y que ella nunca antes ha conocido a nadie que despierte tanto su curiosidad. Nilak es reservado, frío y distante, pero Heather puede ver a través de todas las capas tras las que se esconde y sabe que en ocasiones hay recuerdos que pesan demasiado; como los de sus propios errores, esos que intenta dejar atrás. Pero, a veces, la vida te da una segunda oportunidad. La nieve empieza a derretirse. Y todo encaja.



Crítica:

Tenía muchas ganas de leer este libro, ya que había leído otros de la autora.

Me parece una historia de superación. A veces hay que huir para encontrarse a una misma, o simplemente para cambiar de aire, y que mejor que cambiar de aire en Alaska. Así nos lo demuestra Heather, que un día pone rumbo hacia allí e inicia una nueva aventura en su vida. Nos deja muchos interrogantes, que vamos descifrando según vamos leyendo, y la verdad que se agradece que no nos dejen incógnitas, porque hay veces que quedan cosas abiertas y no gusta mucho eso. Heather es un misterio para todo, aunque es más abierta que su compañero masculino de este libro, Nilak.

Él es hermético y casi hasta el final de la historia no sabes bien por qué es tan callado o el por qué de su carácter, pero para mi, creo que es el eje central de la historia y me ha gustado mucho mas que ella. Aunque lectores, para gustos los colores. Luego hay personajes secundarios de lujo, que son parte fundamental de la historia también, todos son piezas claves para encajar este puzzle.

Y por último, hablo por mí (una amiga lo sabía bien al principio yo no), el diario me ha parecido un misterio casi hasta el final. Me ha gustado mucho cómo es, una perfección de piezas que al final te cuentan todo de maravilla.

Si le tuviera que poner un pero, sería que desenlaza demasiado rápido, y me quedé con  ganas de saber alguna cosa más sobre Heather y Nilak. Pero eso es mas una sensación personal de que quería mas de ellos.

Así que ahora os toca disfrutar a vosotros de El día que dejó de nevar en Alaska.






jueves, 23 de noviembre de 2017

No es país para coños

No es país para coños
Autora: Diana López Varela
Editorial: Ediciones Península



Sinopsis:

Desde que Eva se comiera la manzana prohibida hasta que empezó a pasearse en pelotas por los programas de televisión han pasado milenios, pero la igualdad efectiva entre hombres y mujeres sigue siendo una utopía. 

A pesar de que el movimiento feminista ha conseguido avances fundamentales para el desarrollo de una sociedad justa, en España la legislación no protege lo suficiente a las mujeres y muchas leyes se construyen sobre la larga sombra del patriarcado. El cuerpo femenino se sigue sexualizando, cosificando y utilizando como reclamo publicitario. El amor romántico aparece dibujado, en libros y películas, como la máxima aspiración vital para la mujer, aquella que dará sentido a su vida. Mientras, los gobiernos de derechas tratan de penalizar el aborto y en la intimidad del hogar persisten el maltrato y los asesinatos.

Internet se ha convertido en caldo de cultivo de la misoginia y la tan publicitada «guerra de sexos» se juega ahora entre conceptos tan creativos como el de las «locas del coño» y las «feminazis». Temerosos de perder la supremacía masculina, famosos, políticos y líderes de todo tipo lanzan el mensaje de que el feminismo es peligroso y advierten de la llegada de una especie de dictadura de mujeres al borde de un ataque de nervios. Cuando la realidad que retrata Diana López Varela en este libro deja claro que una sociedad basada en el feminismo es más necesaria que nunca. Al menos si queremos que algún día este sea de verdad un país para coños. 


Crítica:

Elegí este libro porque estudio el género desde hace más de cuatro años, pero a no ser que des con profesores en la universidad que amen su trabajo, los conocimientos que adquieras, te parecerán insuficientes. Eso me pasó a mí, y por eso siempre busco libros por mi cuenta.

En primer lugar, quiero darte las gracias Diana, por escribir No es país para coños, sin pelos en la lengua. Por incluir expresiones que otros tacharían de ordinarias, por no tener miedo, o igual sí, pero no te ha  importado. Porque el feminismo también es que seamos libres, gracias por hacer que lo seamos un poco más.

Este libro no es un manual de cómo ser feminista, porque no hay un patrón, y al igual que Diana, yo también me inscribo en la corriente feminista de mi coño. Ser más o menos femenina no te hace mejor o  peor feminista. Así que basta de esa lucha, porque esa entonces no es nuestra guerra. 

Diana va más allá y analiza la socialización de las mujeres, en el trabajo, en la familia, con los amigos, en las relaciones de pareja, la maternidad, entre otros muchos temas. Y al final, un capítulo con más carga teórica que el resto, en el que habla de la violencia de género, donde hace un recorrido histórico para definirla y diferenciarla de otros conceptos. 

Lo que más me ha gustado ha sido encontrarme la opinión y experiencia sincera en cada capítulo. He dejado de sentirme sola por pensar algunas cosas que todas las mujeres pensamos en realidad. Es un libro que genera conciencia de género, explicando lo cotidiano de forma muy amena. Porque esa sociedad a la que tanto culpamos, no dejamos de ser nosotros.

Lectores, el feminismo es necesario, y leer este libro también, a ver si así conseguimos que sea un país para coños.

Ángela Zurita.

martes, 21 de noviembre de 2017

Cicatrices

Cicatrices
Autor: Ángel Zero
Editorial: Grupo Planeta





Sinopsis:

«A veces, un solo segundo en formato recuerdo puede compensar tanto estrellarnos en cielos de carne y hueso.»

La poesía siempre ha tenido el poder de desgarrar. Algunos poemas hieren si se leen en el momento menos indicado, pero otros abren orificios que liberan el dolor. Para Ángel Zero, «lo que rompe el corazón le toca arreglarlo a la cabeza», y lo hace a través de las palabras. Escribir es lamerse las heridas. Por es Cicatrices es el libro perfecto para volver a soñar con unos brazos abiertos. Y no tener miedo.


Crítica:

"Soñar con unos brazos abiertos, y no tener miedo". Esas son las palabras que me hicieron decidirme a leer Cicatrices. A veces, los libros se vuelven más especiales por las circunstancias personales que atraviesas, y este ha sido uno de ellos.

Ángel deja en su libro 145 cicatrices, y unos cuantos consejos, aunque será imposible evitarlas. 
Es un libro de un valiente, para otros valientes. Porque no todo el mundo se atreve a plasmarlo en el papel, a decir lo que le ha dolido, o todavía le duele. Pero, puede que lo que más me ha gustado, es que también transmite esperanza. El corazón se recupera de las heridas, solo queda la cicatriz, tú eres mucho más fuerte, y después de un tiempo, tu corazón vuelve a estar listo. No tengas miedo.

Mientras lo leía, me he sentido acompañada, porque pocas cosas unen más que tener las misma sensaciones, o compartir el mismo dolor. No he parado de subrayar frases que me llegaban al alma, que parecían escritas para mí. Por eso creo, que de verdad los libros nos eligen.

Como siempre os dejo mis favoritas:

- Vivimos escondiendo los "te quiero" en la mano que no damos.
- Solo si te cortas de verdad, aprendes a coger por el mango.
- Cuando los miedos, te aflojan el cinturón, la vida te deja desnudo.


Lectores, mimad vuestras Cicatrices, son signo de supervivientes.


Ángela Zurita.

jueves, 16 de noviembre de 2017

Cierra los ojos y mírame.

Cierra los ojos y mírame.
Autores:  Ana Galán y Manuel Enríquez
Editorial: Destino



Sinopsis:


Tras un grave accidente de coche, David recibe la noticia de que se ha quedado ciego y se encuentra sumergido en un mundo de sombras donde deberá aprender a comer, a vestirse, a leer e intentar armarse de valor para regresar a la facultad acompañado de su bastón blanco que tanto aborrece. Su vida ha dado un cambio rotundo y poco a poco tendrá que aprender a valerse por si mismo con la ayuda de un perro guía, que lo llevará a conocer a Blanca. 

Blanca, junto con su familia, ha adiestrado a Kits, el perro lazarillo de David. Blanca y David entablan amistad y poco a poco les va a unir algo más que Kits. Pero la vida no es tan fácil, los cuentos no siempre tienen final feliz, su relación no tiene ningún futuro o… quizás, sí.


Crítica:

Hola lectores, el otro día descubrí este libro en la biblioteca, y el título y esas palabras en braile de la portada llamaron mucho mi atención, así que me decidí a leerlo a pesar de que no soy lectora asidua del género juvenil.

Cierra los ojos y mírame es un libro poco convencional, porque lo que se escribe en los libros suelen ser historias que raramente pasan en la realidad. Por eso este libro lo es, pero su historia es más real que muchísimas otras, solo que no se escribe sobre ellas. 

El protagonista de esta historia, David, es un joven estudiante de periodismo que tras un accidente se queda ciego. Sí, ciego, vamos a eliminar el tabú y la connotación peyorativa de esa palabra, por favor. Su vida cambia de forma abismal, por mucho que intente empatizar es imposible que logre sentirme como se siente él. Pero intentarlo, porque hasta que no nos posicionamos en el lugar del otro, no somos conscientes de sus dificultades. David recupera la fe en si mismo cuando conoce a Blanca. Ambos protagonistas, por sus diferentes edades, lidian con los problemas de todos los adolescentes y jóvenes, algo que me parece fundamental en esta historia para poder comprenderlo.


La historia de amor en este libro me parece lo de menos. Los valores más importantes que transmite son el afán de superación, el reencuentro con uno mismo, y la amistad. Cuando nuestra vida da un giro inesperado, nos enfadamos con nosotros y con quienes nos rodean, y a veces obviamos que tenemos ahí una mano amiga, dispuesta a levantarnos, y a creer siempre en nosotros. 

Lectores, cerrad los ojos, y mirad, pero con el corazón, ese es el verdadero órgano de la vista. 

Ángela Zurita.

sábado, 11 de noviembre de 2017

Fresas para Kalíope

Fresas para Kalíope
Autor: Jorge del Oro Aragunde



Sinopsis:

«Fresas para Kalíope» es una recopilación de veinticinco cuentos cortos, ilustrados a color, que versan sobre la labor de construir historias. Su hilo conductor es el Tiempo, en la faceta del primigenio Khronos. Relato a relato, se construye el imaginario del escritor enfrentado a su tarea. Inseguridades, miedos, recuerdos... todo se mezcla y se tritura para ser transformado en material de construcción. Kalíope personifica el anhelo de contar historias y hacerlas perdurar. Su arquetipo mitológico ayuda a dar forma a los pensamientos y al mismo tiempo se ve transformada por ellos. Acepta ofrendas, reclama atenciones y hace fecundos los campos en los que se siembran palabras. Sus cuentos son el relato íntimo de los procesos de creación en la frontera del pensamiento y la palabra. Una vez hecho el juramento, solo el Tiempo podrá decir cuándo termina la tarea.


Crítica:

En primer lugar, gracias a Jorge por confiar en nosotras y sentimos la tardanza, al final me arrepiento de haberlo dejado tanto porque me ha gustado mucho, y es de lectura muy ágil. 

Me ha gustado la historia porque, en principio lees el título y te deja un poco loca, sin comprender qué tratará. Te deja mucha intriga, pero según avanzas ves que Kalíope es su musa, la que inspira las palabras del escritor y la que lleva el peso de la historia.

Como se compactan autor y musa, y como Kalíope siempre se lo lleva a su terreno y juega con él. La labor de documentarse con ella, el momento que llegan los libros, que por cierto me ha hecho gracia el hecho que el libro no huela a libro, que hoy en día pasa con muchos.
Kalíope parece una persona real, tangible, pero que en realidad, para mi parecer no esta ahí, solo es esa persona que te inspira y te hace hacer cosas maravillas. En resumen, la musa enamora por como lleva la historia, y eso ya hace que la lectura merezca la pena, y te metas en la piel de cualquier autor/autora.

Y por último, y no menos importante, las ilustraciones son simplemente maravillosas, entre los capítulos cortos, las ilustraciones y que te bebes el libro, he agradecido mucho a su autor que confiara en nosotras.

Amig@s ¿a qué esperáis vosotros para conocer la relación de autor-musa en Fresas para Kalíope?

Natalia Garrido.